Etiquetas

,


La TRANS (Revista transcultural de música) especializada en los estudios de investigación en torno a la música en relación con otras disciplinas y manifestaciones culturales, ha publicado recientemente su número 20.

Por encargo del consejo editorial, realicé una reseña sobre “Coreografiar la historia europea…”, previamente reseñado escuetamente en este sitio, que actualmente puede consultarse en línea. También está disponible para su descarga.

Con el propósito de hacer conocer el enfoque de la reseña, transcribo aquí los primeros párrafos:

La investigación sobre aspectos históricos coreológicos y estéticos en torno a la danza carece aún de una disciplina exclusiva. A diferencia de la música, las artes plásticas o el teatro, las aproximaciones teóricas sobre danza no logran institucionalizarse y poseer unas pautas metodológicas básicas que orienten los estudios y permitan su difusión y aprovechamiento.

Aún es difícil conciliar con éxito los enfoques teórico y práctico; incluso los trabajos mejor documentados suelen incurrir en errores derivados de la inexperiencia física de la danza o aportan información demasiado especulativa difícil de trasladar al movimiento corpóreo. Como  contrapartida, estudios nacidos en la praxis pueden adolecer de sustento metodológico o documental. Actualmente existen congresos que fomentan la investigación sobre danza y contribuyen que intentan promover el trabajo interdisciplinario.

se ha pretendido abordar el estudio del cuerpo danzante y del diseño del movimiento en el espacio desde la relación con el contexto sociocultural y los lazos interdisciplinares

“Coreografiar la Historia Europea: cuerpo, política, identidad y género en la danza de la edad moderna y contemporánea”, coordinado por la Universidad de Oviedo, es un ejemplo de ello, aunque las contribuciones proceden mayormente de académicos. La mayoría de las propuestas presentadas son interdisciplinarias pero en pocos casos hay una evidente incorporación de conclusiones derivadas de la práctica. El libro es el resultado de la evolución de las actas publicadas bajo el título “La disciplina coreológica en España” (Nocili y Pontremoli 2010) y en él se ha pretendido abordar el estudio del cuerpo danzante y del diseño del movimiento en el espacio desde la relación con el contexto sociocultural y los lazos interdisciplinares.”